fbpx
Ad
Destacado

H.E.A.T. Entrevista

Pinterest LinkedIn Tumblr

H.E.A.T., una de las referencias del hard rock actual, en las páginas de This Is Rock de la mano de su líder fundador y compositor Dave Dalone.

Con ‘H.E.A.T. II’, lo han vuelto a demostrar y es motivo suficiente para hablar profundamente con el guitarrista Dave Dalone sobre la historia de una banda que hizo resurgir el hard rock melódico que tanto se echaba de menos.

“‘H.E.A.T. II’ es un disco muy guitarrero. Muy vivo” Dave Dalone

H.E.AT. se formó en el año 2007 en Upplands Väsby. ¿Cómo os conocisteis? La historia se remonta a Jona Tee (teclista) y yo cuando nos conocimos con seis años, más o menos. Éramos unos niños, íbamos a la misma escuela y nos graduamos también juntos, por lo tanto, había mucha unión. Más adelante con 11 años, más o menos, empezamos a componer. En aquella época escuchábamos a Iron Maiden, Europe y los clásicos de siempre, fue entonces cuando conocimos a Kenny Leckremo (primer cantante) y a Don Crash (batería), Jimmy Jay (bajista) y Eric Rivers (guitarrista). Esto sucedió por que ellos también estudiaban en nuestra misma escuela, y vivían cerca de nosotros. En aquel entonces, Johna, Kenny y yo teníamos un proyecto llamado Dream. Creamos muchas canciones, incluso subimos un par de ellas a internet. Por otro lado, Don, Jimmy y Eric tenían otra banda junto a Kenny, llamada Trading Fate. Todos teníamos unas ganas terribles de tocar en directo, y fue entonces cuando Kenny nos sugirió convertir las dos bandas en una, u así surgió H.E.A.T. En aquella época, había muchas bandas que hacían lo que nosotros, todos teníamos veinte y pocos años y notábamos que los grupos estaban muy hambrientos de rockear.

¿Cómo recuerdas aquel periodo hard rockero? En 2007 había maravillosas bandas, y creo que solo el amor por la música fue lo que impulso este movimiento. Se notaba, de alguna manera, un clima de música nueva. Pero para mí, en nuestro grupo, solamente nos importaba hacer exactamente lo que queríamos. No nos importaba si gustábamos o no a los demás, o si conseguíamos que alguien nos siguiera. Realmente, la sensación que tengo de aquella época es que no nos importaba lo que otras personas pensaban sobre lo que hacíamos. Era una sensación realmente buena.

Por cierto, en aquel año, fuisteis los encargados de ser teloneros de Toto en una noche ¿Qué tal fue la experiencia? Fue brillante. Como bien has comentado, fue una noche especial, ya que fue realmente un gran show. Estábamos acostumbrados a tocar en clubs donde se acercaban 30 personas a vernos, y de repente pasamos a tocar en un pabellón. Fue espectacular para nosotros. Además todos escuchábamos mucho a Toto en aquel tiempo, y nuestro mánager lo fue de Toto. Incluso fuimos a pedirles autógrafos. Estábamos que no nos lo creíamos. Los conocimos e incluso hicimos una buena fiesta después del concierto. También tengo que mencionar que la experiencia de estar en el escenario fue brutal. Había mucha gente trabajando a nuestro alrededor, y fue algo nuevo ya que, hasta entonces, todo lo hacíamos entre nosotros. Una persona vino al camerino, nos llevó hacia el escenario y podíamos escuchar como hablaba por el walkie talkie y decía: “Apagar las luces, …”. Entonces escuchamos a la audiencia gritar como locos, fue inolvidable.
Puedes seguir leyendo esta entrevista completa en el nuevo número de This Is Rock.

Comentarios Cerrados.